Cómo usar las ubicaciones de red en tu Mac

La función Ubicación en el panel de preferencias Red te permite cambiar fácilmente entre diferentes conjuntos de configuraciones de red.

Esta posibilidad de cambiar los conjuntos de configuraciones de red (ubicaciones) puede ser útil en los siguientes casos:

  • Usas el mismo tipo de red (p. ej., Ethernet) en el trabajo y en el hogar, pero las configuraciones de la red del trabajo no permiten que la Mac se conecte automáticamente al mismo tipo de red en el hogar.
  • La Mac se conecta a más de un servicio de red (p. ej. Wi-Fi y Ethernet) en el trabajo y en el hogar, pero deseas que en el trabajo la Mac intente conectarse primero a la red Ethernet y en el hogar, a la red Wi-Fi. Es decir, quieres establecer un orden de servicios diferente para cada ubicación.
  • La Mac no se conecta a tu red y quieres restablecer rápidamente las configuraciones de red para realizar pruebas, sin perder las configuraciones actuales.

En todos estos casos, la función Ubicación del panel de preferencias Red puede resultar útil. 


Como agregar o quitar una ubicación de red

  1. Selecciona el menú Apple () > Preferencias del Sistema y, a continuación, haz clic en Red. 
  2. En el menú emergente Ubicación, se muestra el nombre del conjunto de configuraciones de red seleccionado actualmente. La ubicación predeterminada se denomina Automática. En el menú, selecciona Editar ubicaciones.Preferencias de red, donde se muestra el menú emergente Ubicaciones
  3. Haz clic en el botón Agregar (+) que se encuentra debajo de la lista de ubicaciones y, luego, ingresa el nombre de una ubicación nueva, como Trabajo, Hogar o Móvil. (Para quitar una ubicación, usa el botón Eliminar (–) debajo de la lista).
  4. Haz clic en OK. En el menú Ubicación, ahora deberías ver el nombre de la ubicación nueva. Los cambios que hagas a las configuraciones de Wi-Fi, Ethernet u otras configuraciones de red se guardarán en esa ubicación cuando hagas clic en Aplicar. Las configuraciones de red de la ubicación anterior se mantienen, por lo que puedes usar el menú Ubicación para volver a seleccionar esta configuración en cualquier momento.
  5. Haz clic en Aplicar para guardar la configuración y completar el cambio de la ubicación anterior a la nueva. La Mac intenta determinar la configuración correcta para cada tipo de red automáticamente. Si necesitas cambiar la configuración de forma manual, recuerda hacer clic en Aplicar nuevamente después de hacer los cambios.


Cómo alternar entre ubicaciones

Si cuentas con más de una ubicación, puedes utilizar estos métodos para alternar entre ellas:

  • Utiliza el menú emergente Ubicación en el panel de preferencias Red, como se explica más arriba. Recuerda hacer clic en Aplicar después de seleccionar una ubicación.
  • O bien, selecciona el menú Apple > Ubicación de la barra de menús y, luego, selecciona tu ubicación en el submenú.


Cómo cambiar el orden de los servicios de red

Si utilizas las ubicaciones de red porque estableces una preferencia de conexión a un servicio de red (p. ej., Wi-Fi o Ethernet) para cada ubicación, sigue estos pasos para cambiar el orden de los servicios (también conocido como prioridad de puertos) en cada ubicación.

  1. Selecciona el menú Apple > Preferencias del Sistema y, a continuación, haz clic en Red.
  2. Utiliza el menú Ubicación para seleccionar la ubicación que quieres modificar.
  3. Haz clic en el menú Acción que aparece debajo de la lista de servicios y, luego, selecciona Establecer orden de servicios.
  4. Arrastra los servicios en la lista para cambiar el orden. La Mac intentará conectarse primero al servicio que se encuentra en la parte superior de la lista y, luego, continuará en orden descendiente hasta que pueda establecer una conexión.
    Las conexiones de redes privadas virtuales (VPN, por sus siglas en inglés) no pueden reorganizarse, porque siempre tienen más prioridad que otro tipo de conexiones.
  5. Haz clic en OK y, luego, en Aplicar para activar el orden de servicios actualizado.


Cómo impedir que se utilice un servicio de red

De forma predeterminada, la ubicación denominada Automática habilita todos los servicios de red disponibles (también conocidos como puertos o interfaces de red), independiente de que se utilicen o no para conectarse a una red. Se realiza una búsqueda automática de estos servicios en la Mac para encontrar una conexión de red o Internet. Por ejemplo, puedes usar una red Wi-Fi en el hogar y una red Ethernet en el trabajo. En ese caso, la Mac detecta automáticamente qué servicios de red usar cuando se conecta.

Si quieres asegurarte de que la Mac no utilice un servicio de red en particular, p. ej., Wi-Fi, puedes deshabilitar ese servicio en cualquier de tus ubicaciones de red:

  1. Selecciona el menú Apple > Preferencias del Sistema y, a continuación, haz clic en Red.
  2. Utiliza el menú Ubicación para seleccionar la ubicación que quieres modificar.
  3. Haz clic en el menú Acción que aparece debajo de la lista de servicios y selecciona Desactivar servicio.
  4. Haz clic en Aplicar. 
Fecha de publicación: